Noticias - General Madariaga - 2015-02-03

“UniCo se vale del reconocimiento de la persona en todo su ser”





ENTREVISTA A REPRESENTANTES DE UNI.CO -Nota :El Mensajero de la Costa - 1 de Febrero de 2015.-

“UniCo se vale del reconocimiento de la persona en todo su ser”

En diálogo con EL MENSAJERO, la presidente de la asociación junto a la tesorera y a la secretaria nos contó, entre otras cosas, cuáles son los objetivos que tienen para este año. 

Griselda Stefani, María Silvina y María Susana Veyra nos brindaron información acerca de las actividades que realizan desde que se fundó la asociación hasta la actualidad y cuáles son las metas futuras, así como el marco legal para proceder frente a situaciones de violencia.

EL MENSAJERO — ¿Cuáles son los objetivos de Uni.Co?
Griselda Stefani —Uni.Co es una asociación civil sin fines de lucro, partimos de la nada hace trece años hasta lograr lo que tenemos ahora. 
El objetivo es en realidad un mega-objetivo: la creación de un hogar de tránsito para las situaciones de violencia más extremas, es decir cuando la persona entra en riesgo de vida. La idea es poder tener un espacio físico donde las instituciones gubernamentales, sea la Comisaría de la Mujer, sea Juzgado, sea Servicio Local, al menos en forma inmediata tengan un lugar para que esa persona esté protegida y pueda seguir sus actuaciones hasta tanto pueda resolver y dar una salida a su situación de violencia.
Lógicamente todo lleva muchísimo tiempo, desde encontrar un espacio físico hasta cómo llevarlo a cabo. La creación de hogares de tránsito en la provincia acarrea mucha dificultad en cuanto a que puede convertirse en tránsito permanente. 
Nuestro espacio también está teniendo lugar para talleres que son brindados por la Comisaría de la Mujer, pero en nuestra sede que es distinta y las personas pueden sentirse más tranquilas y dentro de un ambiente más seguro y más privado.

EM — ¿Cómo sería el trabajo a realizar para que la persona pueda autogestionarse luego del tránsito y no se convierta en permanente?
G.S. —Eso sería la segunda etapa para la cual ya nos estamos preparando desde lo económico. La parte de mantenimiento y sostenimiento de la persona con ayuda profesional y no profesional es todo a gestionar, por un lado desde lo gubernamental y por otro desde lo que puede sostener una comisión que trabaja desde lo solidario. En relación a lo transitorio, es en ese tránsito donde las intervenciones de las partes oficiales van teniendo sus resultados y fortaleciendo a la persona desde lo personal, desde lo espiritual, desde lo social como para que también haya otras posibilidades al retiro. No solo resolver la crisis sino que también salga con otra fortaleza. 
Hoy contamos con la Comisaría de la Mujer, donde hay una abogada, dos psicólogas y una asistente social. A su vez hay un Servicio Local y está el hospital. Por ahora son estos los equipos que gestionan los temas de delito que también cuentan con recursos humanos como para encontrar en este tránsito, que son máximo 48 horas, que la persona esté segura de volver o a su casa o al lugar donde se crea mejor. 

EM — ¿Y ahora hay un lugar en donde las personas que sufren violencia puedan quedarse?
G.S. —Sí, el lugar es el que se construyó dentro del predio de Acción Social. Es un lugar donde está previsto que las personas puedan permanecer, pero también es transitorio.
Asimismo aparecen otras necesidades para las cuales hay que poner el grupo a disposición para hacer que la persona sea independiente y que pueda autogestionarse. Ese es también el fin: la emergencia por un lado, y el tratamiento para fortalecer y despegar.

EM — ¿Quiénes componen la Mesa Local?
G.S. —En la Ley de Violencia de la provincia está contemplada la formación de estas mesas con las instituciones que trabajen en esta problemática gubernamentales y no gubernamentales. La convocatoria siempre es desde el ejecutivo. Tienen que tener una clara intención de que estos espacios se empiecen a cubrir, y una vez que la ley se aplica y se hace la convocatoria se forma con todas las instituciones. La institución que es fundamental es la Comisaría de la Mujer, después tenemos el Servicio Local, el hospital, Educación en cuanto a las personas que pueden tomar una decisión dentro de su institución, la Fiscalía, el Servicio de Atención a la Víctima del Delito, el Foro de Seguridad, Iglesias, Al Anon. Es decir, todos aquellos que de alguna u otra manera trabajamos con la problemática. Siempre juntos pero sin perder el objetivo específico de cada institución. 
Se ha logrado también durante el año apoyar a otra institución en su trabajo y dar visibilidad, en lo que se llama Calendario de Actividades y una Hoja de Ruta para evitar la superposición. Uni.Co, a pesar de no estar trabajando expresamente con la persona que tiene esta necesidad, patología, preocupación o situación inmediata, sí está trabajando coordinadamente con las instituciones al mismo tiempo que se forja la sede y demás. 

EM — ¿Dónde hay que realizar la denuncia por violencia?
G.S. —Dentro del protocolo, la Comisaría de la Mujer es el primer lugar donde se asiste y se comienza la posibilidad de ayudar a la persona que sufre violencia. Una persona mayor tiene que acudir allá, puede asesorarse llamando al 550479, pero la denuncia siempre es presencial. Un menor tiene que acudir al Servicio Local de Protección y Promoción de los Derechos del Niño, en Rivadavia e Hipólito Irigoyen, cuyo número de teléfono es 550340. En ambos lugares hay guardias de 24 horas de lunes a lunes. 
No solo quien sufre de violencia puede hacer la denuncia, cualquier persona que esté al tanto de la situación puede realizarla. Al estar en alerta, el violento sabe que está siendo visto, y es una manera de avisar que tiene que parar con ese comportamiento, pero también la persona que está padeciendo tiene que darse cuenta de que tiene que hacer algo y que alguien ya le tiró una mano porque fue y avisó, y aparecen los profesionales, porque así es como realmente se debería, no esperar a un femicidio. 
Un menor también puede hacer la denuncia. La ley establece que es un sujeto de derecho y que tiene voz así que se debe escuchar. 
Mientras la situación se encauza es el tiempo en el que estarían en el hogar de tránsito que estamos intentando llevar a cabo. 

EM — ¿Cuál es la función de las ferias?
G.S. —La idea desde los comienzos hasta ahora ha ido cambiando, pero hay algo que se mantiene: aún para recaudar fondos, Uni.Co se vale del reconocimiento de la persona en todo su ser. La feria es una manera de ingresar dinero para nosotros, pero también de que haya dignidad del otro lado. No es algo regalado a nadie. Está instalado y es gratificante ver desde este lado que la gente pueda hacer esa tarea: ir a buscar algo, pagar por lo que sea y no venir a sentir que uno le regala, que también se podría hacer pero en realidad no es la función. 
Las ferias se realizan de marzo a diciembre una vez por mes, y todos los viernes estamos organizándonos para ordenar y recibimos gente y cosas porque ya está instalado y se empieza a saber que está abierto y vienen.

EM — ¿Cómo puede colaborar la comunidad con la asociación?
G.S. —Se puede colaborar tanto realizando donaciones como participando de la feria, dando un compartido en el facebook a la difusión de la feria y también hacerse socios con una cuota anual de $70 o cuotas de $7.